¿Cómo calcular el riesgo que puedes correr al establecer tu negocio?

A la hora de elaborar tu plan de negocio es de vital importancia que logres identificar con la mayor precisión posible los riesgos que podrías enfrentar a la hora de poner en práctica tu plan, pues como dice el dicho “En guerra avisada no muere soldado”, si ya sabes, por ejemplo, que corres el riesgo de que en verano el costo de los insumos sea mayor, puedes diseñar estrategias para poder superar ese aumento en el costo, ya sea, acopiando insumos en las épocas cuyo precio sea más bajo, o buscando proveedores que te garanticen un precio menor, o ahorrando para que el aumento de los costos no te desestabilice…

Los pasos a seguir para definir los riesgos potenciales y plantearte una estrategia de acción son:

1. Identificar los riesgos:

  • Revisar los documentos que ya has trabajado, como la matriz FODA.
  • Realizar entrevistas a personas con conocimientos en el área en que se desarrollará tu negocio.
  • Observar tu entorno.

2. Clasificar los riesgos según su tipo:

  • De naturaleza: climáticos, físicos o biológicos, por ejemplo, si tu negocio es sembrar hortalizas, un riesgo a tomar en cuenta es la sequía.
  • Legales: En este caso sería, por ejemplo, qué pasa si no cuentas con toda la documentación necesaria ante el gobierno.
  • Políticos o reputacionales: No sólo tiene que ver con problemas con una partido x, también se incluyen, por ejemplo, si tienen problemas con un cliente, y este habla mal de ustedes en la comunidad.
  • Tecnológicos y/u operativos: ¿Cuentan con la tecnología para producir el producto o prestar el servicio planteado?
  • Financiero: ¿Qué pasa si no consiguen el dinero suficiente para financiar su plan de negocios?
  • Comerciales: acá se incluye lo que tenga que ver con la comercialización de su producto, por ejemplo, que sus gastos sean mayores, y tengan que dar su producto o servicio a un precio menor (debido a la oferta existente en su comunidad).

3. Análisis de riesgo:

  • Deben definir cuáles son las causas y las fuentes del riesgo.
  • Las posibles consecuencias (positivas o negativas).
  • y Determinar la probabilidad de que esto ocurra y el impacto que tendrá en su negocio.

4. Evaluar el riesgo:

  • La intensidad, severidad o gravedad para su negocio.
  • La probabilidad / frecuencia de que esto ocurra.

5. Tratamiento del Riesgo:

  • ¿Qué pueden hacer para evitar el riesgo?
  • ¿Es algo que deben aceptar o pueden eliminar la fuente del riesgo?
  • ¿Cómo se puede modificar la probabilidad de que esto suceda?
  • ¿Qué podemos hacer para disminuir la intensidad de las consecuencias en nuestro negocio?

Una vez contestadas estas preguntas, procedes a llenar el siguiente cuadro, y lo anexas a tu plan de negocios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.